Emergencia dental: ¿qué hacer si se rompe un diente?

Los dientes rotos son una de las urgencias más comunes en Odontología. Aunque este tipo de emergencia suele relacionarse con los niños y sus dientes de leche, lo cierto es que también es muy común entre los adultos. La fractura de un diente definitivo suele deberse a diferentes causas como accidentes, caídas, golpes al practicar un deporte, peleas o, incluso, como consecuencia de morder alimentos muy duros.

Dada su posición en la parte frontal de la boca, los dientes que más se suelen romper son los incisivos centrales superiores, también llamadas paletas. Estas piezas dentales, además de realizar una función fundamental durante la masticación, también tienen gran importancia estética.

Temario

¿Qué hacer si se me rompe un diente?

Si sufres un golpe que provoca la fractura -ya sea total o parcial- de un diente, lo primero que debes hacer es mantener la calma. Es posible que empieces a sangrar mucho y que te duela. Este tipo de urgencia es muy escandalosa, pero no es grave y tienes que saber reaccionar ante la situación, especialmente si te encuentras solo.

Cuando se te rompe un diente, tienes que intentar recoger la pieza dental o los trozos que encuentres y guardarlos. Y, si tienes ocasión, enjuagarte la boca con agua.

En función de si el diente se te ha roto total o parcialmente, puedes hacer dos cosas:

Si la rotura es parcial

Tras un golpe en la boca, puede que el diente se haya partido por la mitad o se haya fracturado una parte de la pieza. En dicha circunstancia, limpia suavemente el trozo de diente que se te ha caído y coloca una compresa fría en la cara para contener la inflamación.

Igualmente, es posible que la consecuencia de un traumatismo sea un diente astillado. Se trata de una fisura, en ocasiones imperceptible, pero que debilita la pieza. Por ello, nuestra recomendación es acudir siempre a una revisión con nuestro dentista de confianza para que pueda descartar cualquier posible complicación.

Protector de dientes para dormir: precio y beneficios

Si la fractura es total

En caso de que la pieza se desprenda de su alvéolo quedando su estructura intacta, estaremos ante una avulsión dental. Conviene que enjuagues suavemente con agua el diente perdido e intenta volver a colocarlo en su cavidad sin manipular la raíz. Para conseguir que se sujete, puedes ayudarte mordiendo una gasa. Eso sí, ten mucho cuidado para no tragártelo. Si no te resulta fácil o te incomoda hacerlo, otra opción es sumergir el diente perdido en un vaso de leche sin manipular su raíz. Y, a continuación, colocar una compresa fría en la cara y taponar la zona del diente con una gasa o servilleta para contener la hemorragia.

Puede que, por las circunstancias, no puedas llevar a cabo todos estos pasos. Si es así, no te preocupes. Lo más importante es que acudas al odontólogo con urgencia. Es decir, cuantos menos minutos pases sin la atención de un profesional más favorable será el pronóstico.

¿Cómo se repara un diente roto?

Como ya hemos mencionado, ante este tipo de urgencia dental son claves tanto la calma como la rapidez. Es decir, nuestra propia manera de reaccionar y el tiempo que tardemos en acudir al dentista pueden marcar la diferencia entre salvar nuestro diente natural o no.

Por tanto, no busques remedios o soluciones caseras para arreglar un diente roto. El tratamiento que requiere una fractura dental es siempre profesional. Y, si esto no se hace, pueden aparecer las consecuencias negativas, como una infección o que el daño del diente sea mayor.

Una vez que ya estemos en la consulta, el dentista evaluará la lesión dental y valorará cuál es la solución más adecuada en función del daño sufrido.

Leve

Si el nervio no ha sido afectado, se realizará una reconstrucción con composite. Al ser la más pequeña de todas las roturas posibles, la reconstrucción es también el tratamiento más rápido y sencillo, además de tener un precio menor. Es estos casos, dependiendo de cómo sea la rotura, también es posible optar por la colocación de una carilla dental de porcelana. Tanto el tono del composite como de la porcelana se adaptan al color de las piezas adyacentes con el fin de que no se note diferencia alguna entre unas y otras.

Moderada

Si la fractura es más grave y ha llegado a afectar al nervio, en primer lugar se realizará una endodoncia o tratamiento de conducto. Posteriormente, se colocará una corona o funda para proteger el diente. Tanto cuando colocamos una carilla como una corona tendremos en cuenta el color del resto de dientes del paciente. No hay que olvidar que el diente roto suele estar en una zona muy visible y es necesario conseguir una buena estética.

Pasta de dientes odolito: una opción eficaz para la higiene bucal

Severa

Cuando la fractura afecta a la raíz, es decir, cuando el final de la rotura está por debajo de la encía, se extrae el resto del diente y se coloca un implante. Esta es la solución indicada para los casos en los que la pieza dental ha sufrido un daño mayor. Dado que no se puede salvar el diente original, se deberá insertar un pequeño tornillo de titanio para posteriormente colocar una corona o funda.

Aunque el hecho de que se te rompa un diente pueda parecerte grave o escandaloso, lo cierto es que le puede suceder a muchas personas. Pero ahora que ya sabes que se puede arreglar un diente roto, el mejor consejo que te podemos dar es que mantengas la calma y visites a tu dentista lo antes posible. Como hemos dicho, es común que la rotura de piezas se produzca en los incisivos centrales, dientes que tienen un gran valor estético, además de la función que realizan durante la masticación.

Aún así, no te preocupes: hoy en día la Odontología tiene muchos recursos para arreglar este tipo de percances. Es por eso que, en muchas ocasiones, la solución pasa por conservar tu diente natural. Eso sí, te recomendamos que intentes prevenir la rotura de un diente lo máximo posible. Por ejemplo, puedes utilizar un protector bucal deportivo si vas a realizar alguna actividad de contacto.

Tenemos mas contenido relacionado con este!

Subir